miércoles, 15 de marzo de 2017

La plataforma No me quites mi hospital considera un importante avance la retirada del proyecto de aparcamiento

CÓRDOBA 15/03/2017
Fruto de las acciones llevadas a cabo por la plataforma Aparcamientos Hospital Reina Sofía

Desde la plataforma ciudadana No me quites mi hospital consideramos un importante avance la noticia de que el Ayuntamiento pretende asumir la elaboración del plan de mejora de la movilidad y accesibilidad del hospital Reina Sofía y de que como consecuencia de ello el SAS descarta definitivamente el proyecto de aparcamiento, aunque sólo sea porque viene a ordenar las funciones de cada administración en el marco de sus respectivas competencias: el Ayuntamiento se tiene que dedicar a planificar las infraestructuras urbanas y Salud las infraestructuras sanitarias.

Pero esta novedad no aclara en absoluto el futuro inmediato de ninguna de las dos infraestructuras, puesto que por una parte la alcaldesa ha manifestado que lo que el Ayuntamiento ha ofrecido es la elaboración del informe de las necesidades de accesibilidad y de movilidad de ese entorno de la ciudad, sin aclarar que institución pagaría una posible obra en el párking del Reina Sofía. Y Salud dice haber reafirmado su compromiso con el Plan de Modernización del hospital sin dar plazos ni ofrecer ningún compromiso presupuestario concreto.

Frente a estas incertidumbres resulta necesario que la plataforma Aparcamientos Reina Sofía siga viva y activa con objeto de exigir de las administraciones los compromisos reales para la consecución de los fines que nos marcamos desde el principio: un aparcamiento público y gratuito junto a unas nuevas instalaciones materno infantiles con financiación pública y de forma inmediata.

Tantos años de proyectos incumplidos en Reina Sofía no es para estar tranquilos. Solo hay que recordar que han pasado casi 7 años desde que la Consejería de Salud sacó a concurso la reforma y ampliación del Reina Sofía, allí se contemplaba la construcción de un nuevo hospital Materno Infantil. En este tiempo se han agravado las deficiencias en las instalaciones dedicadas a menores y madres por lo que se hace urgente la construcción de unas nuevas.

Síguenos en Twitter:
Y en Facebook:

sábado, 10 de diciembre de 2016

Ampliación del Hospital: El chasco de la «refundación»

ABC CÓRDOBA 28/11/2016
Los grandes proyectos para mejorar el Reina Sofía siguen en vía muerta
RAFAEL AGUILAR

Eran otros tiempos en los que el dinero daba para alimentar la megalomanía. La sanidad pública no se quedó al margen de esa corriente contagiosa y, en 2006, anunció con todo su aparato de propaganda que iba a «refundar» el Hospital Universitario Reina Sofía.

Presentación año 2006 PMI Reina Sofía revista nº 13 del hospital

El Plan de Modernización Integral, como le llamaron los servicios de prensa de la Administración autonómica, venía en realidad a rematar el incompleto Plan Director de ampliación del recinto, que databa de los años noventa. El planteamiento, asistido por una previsión económica inicial de 110 millones de euros, era más que ambicioso: bajo el gancho de habitaciones individuales para todos los pacientes y la incorporación de la vanguardia tecnológica, los gestores del Servicio Andaluz de Salud (SAS) empeñaron su palabra en unos planos que al poco tiempo, y sobre todo a raíz de la irrupción de la crisis económica, se quedaron poco menos que en papel mojado.

La «refundación» tornó entonces en «reformulación», el término oficial para explicar que los recortes presupuestarios no daban para todo lo que la Junta quería poner en marcha en el Reina Sofía, que no era poco. Entre otras prestaciones, el proyecto preveía un nuevo hospital para madres y niños y edificios independientes para las dolencias más en alza y difíciles de tratar, como por ejemplo el cáncer.

Recreación año 2009 

Además de con el revés financiero, la Consejería de Salud se las tuvo que ver con la aguerrida postura de un nutrido grupo de padres y madres de enfermos y de profesionales del Materno-Infantil muy enfadados porque en el planteamiento de la Administración autonómica -hasta en el previo al frenazo por la rebaja del presupuesto- fuera la reforma y mejora de este edificio las que quedaban más atrás en el calendario. Nacía así la Plataforma No Me Quites Mi Hospital, que obtuvo una presencia más que notable en la sociedad cordobesa y a cuya causa se sumaron figuras señeras del mundo de la sanidad cordobesa, como por ejemplo el doctor Manuel Concha.

Actividad creciente
La Plataforma no ha dejado de estar activa en estos años porque era una evidencia que las grandes obras previstas en el Plan de Modernización no se han llevado a cabo. Las proclamas de la Plataforma no han cesado desde 2009 y su queja sigue siendo, en esencia, la misma. Este colectivo ve ahora, además, que el nuevo edificio de consultas externas para menores y madres que anunció la Junta hace en torno a un mes es un parche a las necesidades reales de los pacientes y que, sobre todo, no tiene parangón con el previsto con la tan cacareada «refundación».

Concentración de la Plataforma No me quites mi hospital

Para la Plafatorma es un hecho que «se han realizado obras de mejora, sobre todo desde que esta Plataforma Ciudadana denunció sus deficiencias y el mismo Defensor del Pueblo y este Ayuntamiento, las exigieron, pero persisten muchas y graves deficiencias y no todas pueden ser subsanadas, pues sería preciso un nuevo edificio funcional y pensado para dar respuesta a las necesidades actuales, más espacio y una nueva ubicación».

viernes, 25 de noviembre de 2016

No me quites mi hospital forma parte de la Plataforma Ciudadana Aparcamientos Hospital Reina Sofía

Córdoba, 23/11/2016
No me quites mi hospital se integra en esta plataforma que exige al Servicio Andaluz de Salud la paralización y anulación inmediata del procedimiento de concesión de dominio público de gestión y explotación de aparcamientos del Hospital Universitario Reina Sofía, y que vincula la construcción de las consultas externas del Materno-Infantil a la privatización del aparcamiento.


El pasado miércoles 23 de noviembre tuvo lugar la presentación a los medios de comunicación de la la Plataforma Ciudadana Aparcamientos Hospital Reina Sofía por parte de los representantes de las distintas organizaciones y asociaciones que componen esta plataforma: los sindicatos CCOO, SATSE, CSIF y CTA, los partidos políticos PP, IU, Podemos y Ganemos Córdoba, además de Facua-Córdoba y las asociaciones de vecinos de Castro del Río y Puente Romano de Córdoba, el alcalde de Castro del Río, José Luis Caravaca (IU) y la Plataforma No me quites mi hospital.

El portavoz de la plataforma, Francisco Martínez, explicó en la rueda de prensa que la Plataforma, de la que forman parte sindicatos, partidos políticos, y consumidores, nace con carácter abierto a cualquier otra organización o entidad y con un único objetivo: el rechazo frontal al pliego de licitación y explotación que vincula la construcción del edificio de consultas externas del hospital Materno-Infantil a la privatización del parking y a cargar sobre la ciudadanía los costes de la construcción de dicho espacio sanitario. 

Martínez explicó que la Plataforma remitirá al viceconsejero de Salud, al director del Servicio Andaluz de Salud (SAS), y a la directora-gerente del Hospital Reina Sofía sendos escritos en los que reclama que se retire, paralice y anule de forma pública y jurídicamente correcta dicha licitación y que se separe la construcción de las consultas externas del Materno-Infantil del parking.

En este sentido, la Plataforma pide que la construcción de las consultas se haga con fondos públicos y a cargo de los presupuestos de la Junta de Andalucía y no mediante la privatización del aparcamiento.

Además, la Plataforma anunció próximas movilizaciones y dejó claro que no tienen intención de reunirse con la Junta o el Hospital hasta que no se paralice y anule el proyecto, algo que esperan que ocurra antes de que se resuelva la adjudicación el próximo 12 de diciembre. En todo caso, apuntaron, son los promotores del proyecto los que tienen que explicar por qué no se reunieron con las organizaciones más representativas de la ciudad antes de sacar el proyecto.

Sobre esta cuestión, Martínez recordó que el gerente del SAS "públicamente ha dicho que si encontraba la oposición y la disconformidad de los vecinos, el proyecto no seguiría adelante y creo que le está faltando tiempo para comunicar en el día de hoy, después de la constitución de esta Plataforma y de lo que ayer trasladó el Consejo del Movimiento Ciudadano, la paralización de este proyecto".

Síguenos en Twitter:
Y en Facebook:

sábado, 19 de noviembre de 2016

La plataforma No me quites mi hospital se ha reunido con la Dirección Gerencia del Hospital Reina Sofía

Plataforma ciudadana No me quites mi hospital
Comunicado de 18 de noviembre de 2016

A iniciativa de esta plataforma ha tenido lugar el encuentro entre los representantes de No me quites mi hospital y de la Dirección Gerencia del Hospital Reina Sofía con el objeto de recabar información sobre el anunciado proyecto de construcción de un edificio para consultas externas materno infantiles.

De la información recibida en esta reunión y de la falta de respuesta de la dirección del hospital a las dudas planteadas por esta plataforma sobre la previsión de futuro para las plantas no acondicionadas del nuevo edificio (sólo se prevé usar dos plantas), sobre el destino de las dependencias que se desalojan de las actuales consultas, sobre la falta de plazos ni modelo para la reforma de la hospitalización materno infantil y sobre el inexistente calendario para implantar la individualización de habitaciones que permita cumplir con la legalidad vigente, constatamos una evidencia largamente señalada por esta plataforma: la ausencia de un proyecto integral y de futuro que resuelva definitivamente las graves deficiencias que acucian al Materno Infantil y que demuestra nuevamente la falta de un compromiso decidido por parte del Servicio Andaluz de Salud (SAS) con la hospitalización materno infantil en Córdoba.

Resulta perverso hacernos creer que la alternativa a este proyecto es no hacer nada o la amenaza de desviar los fondos a otras áreas del hospital. En nuestra opinión esta propuesta debería de ir acompañada de la puesta en marcha de las iniciativas que asienten las bases que den respuesta a las necesidades actuales y futuras, promoviendo los cauces de participación ciudadana que permitan aprovechar la pausa que nos impone la crisis. Teniendo como objetivo definir un modelo hospitalario que logre mayor confort y un mejor servicio a los niños y madres, con perspectiva de futuro y  como se hace en otros hospitales pediátricos de referencia de España.

Es evidente que para un hospital con más de 40 años de antigüedad y con tan graves deficiencias cualquier intervención supone una mejora, pero no es menos evidente que la solución adoptada ahonda en los errores del pasado: soluciones improvisadas y a corto plazo que nos han llevado a una situación en el Materno Infantil que, en contraste con la calidad asistencial que allí se presta, debería provocar el sonrojo de los responsables sanitarios.

Desde la dirección del hospital nos manifiestan que ellos siempre actúan con la mejor voluntad de mejora de las instalaciones, pero vemos como la ampliación de la UCI de adultos se hace sacrificando las ventanas de las áreas de ingreso infantil, que la climatización de dependencias de adultos se hace instalando la maquinaria a escasos metros de habitaciones de niños provocando pérdida de vistas y molestias por vibraciones y ruido, que las nuevas consultas externas van a provocar el cerco definitivo del hospital infantil, que los diferentes proyectos de reforma del complejo siempre han relegado a los niños a una última fase que nunca ha llegado. Para nosotros la única explicación a esta forma de acometer las reformas en Reina Sofía tiene que ser que es fruto de la incompetencia y de la falta de rumbo hacia que modelo de hospital se camina.

En resumen, el proyecto anunciado para consultas externas materno infantiles es lo que parece: una respuesta improvisada a la acuciante situación en la que se encuentra el Materno Infantil, reiteradamente denunciada por No me quites mi hospital, y que condena la hospitalización materno infantil a las actuales deficientes condiciones por tiempo indefinido. Que nace sin una planificación de futuro y ni siquiera con una asignación presupuestaria, pues se pretende pagar con los beneficios de la explotación privada del nuevo aparcamiento, fórmula que nos parece injustificada pues por muy necesarias que sean las obras, no debería de hacerse a costa del esfuerzo económico de los usuarios del hospital. 

Muchas gracias a todos.

sábado, 22 de octubre de 2016

La plataforma No me quites mi hospital pide a la Junta que construya el centro para niños que prometió

ABC CÓRDOBA 21/10/2016
El proyecto del nuevo edificio de consultas es «insuficiente» para las necesidades de la pediatría
IRENE CONTRERAS


El anuncio por parte de la dirección del Hospital Reina Sofía de que construirá un nuevo edificio para las consultas materno-infantiles está muy lejos de contentar a la plataforma No me quites mi hospital, compuesta por médicos, sindicatos, padres de pacientes y asociaciones de enfermos que se unieron para exigir a la Junta de Andalucía un proyecto que anunció «a bombo y platillo» para después descartarlo. Así lo expresa el pediatra y portavoz de la plataforma Manuel Frías, que considera que la idea de crear un nuevo edificio de consultas «está bien» porque se necesita urgentemente, pero «no es lo que pedimos ni lo que se prometió».

La Junta de Andalucía proyectó en 2008 la construcción de un hospital infantil para dar respuesta a las necesidades de la pediatría en la sanidad cordobesa. Ahora, Salud prevé levantar un nuevo edificio para consultas que Frías ve necesario, pero que no cumple las expectativas de la plataforma. Es más: el proyecto podría ser incluso perjudicial para los niños del hospital, porque su ubicación «va a incrementar el cerco que hoy sufre el actual hospital infantil provocando mayor pérdida de luz, ventilación y espacio».


Este profesional afirma que en la actualidad, el área de pediatría del hospital se encuentra en una situación «fatal»: consultas oscuras y sin ventanas situadas en los semisótanos, salas pequeñas en las que no cabe una camilla, escasas unidades para la realización de pruebas, una UCI pediátrica minúscula y falta de espacio para los padres que acompañan a los pequeños son algunos de los principales problemas que presenta. A su juicio, la zona de infantil ha sido la principal damnificada de todas las reformas que se han realizado en el Hospital Reina Sofía en los últimos años. «Los niños están a la cola», denuncia.

Síguenos en Twitter:
Y en Facebook:

Sindicatos y usuarios califican de parche las nuevas consultas externas

EL DÍA DE CÓRDOBA 21/10/2016
No me Quites mi Hospital muestra su “incredulidad” ante lo que “no deja de ser una mala solución”
ÁNGELA ALBA


El portavoz de la plataforma No me quites mi hospital, José Castillero, mostró su “incredulidad” porque “son muchos años de proyectos incumplidos, desde 1996, con el primer Plan Director” y calificó de “mala solución” el edificio proyectado porque “no resolverá las condiciones de hospitalización que tienen los niños” e incluso “puede empeorarlas” al levantarse la construcción justo enfrente del Materno-Infantil.

En opinión de la plataforma esto “son parches” ya que lo necesario es “un proyecto integral que mejore de una manera definitiva los problemas del Materno-Infantil”. “Córdoba necesita desde hace muchos años un hospital moderno y pensado para los niños”, señaló, porque el actual es el primero que se levantó del complejo sanitario y desde entonces sólo ha sufrido pequeñas reformas.

Por su parte, No me Quites mi Hospital cree que la privatización “ahonda aún más en la incertidumbre o indefinición del proyecto porque parece ser que va a ser financiado con dinero privado”, por lo que “habrá que ver si funciona o no y a costa de quién va a ser, si es a costa de los usuarios no nos parece bien”.

Síguenos en Twitter:
Y en Facebook:

viernes, 21 de octubre de 2016

El Reina Sofía tendrá un edificio de consultas externas para madres y niños

DIARIO CÓRDOBA 20/10/2016
No me quites mi hospital cree que «es un parche más»
P.C.A. pcobos@cordoba.elperiodico.com
CÓRDOBA


La plataforma No me quites mi hospital engloba a 37 colectivos y uno de sus portavoces, José Castillero, apuntó ayer que el nuevo edificio de consultas externas materno-infantiles, proyectado en el Hospital Reina Sofía, se ubicarán frente al Hospital Materno Infantil, lo que, en su opinión, puede contribuir «a restarle luz y ventilación». Tras conocer que el centro sanitario ha previsto reunirse con colectivos para exponerles el proyecto, Castillero expresó el deseo de que «ojalá nos convoquen», ya que este colectivo está formado por profesionales, familias de niños hospitalizados y pacientes, y surgió para reivindicar la construcción de un nuevo hospital para las madres y los pequeños, que «fue una promesa electoral del año 1996». En este sentido, recordó que las instalaciones actuales son las más antiguas del Reina Sofía, del año 1975, y «su mejora siempre se ha dejado para una última fase». 


José Castillero sostuvo que «las especialidades pediátricas son de las que más se han desarrollado en los últimos años, pero no ha ido acompañado de una mejora de infraestructuras». De este modo, al ser preguntado por el nuevo proyecto de atención ambulatoria opinó que «esto es un parche más, que no resuelve para nada los problemas de los niños», y recordó que desde el año 2008 existe una norma andaluza «que obliga a que las habitaciones de los niños sean individuales».

Síguenos en Twitter:
Y en Facebook: